16 de noviembre de 2017

Nueva publicacion en paragénesis: Fluorita de Bolintxu, Bilbao

Ha llovido desde aquella última nota mineralógica en Infominer 2013. En ella hacía referencia a mis primeros cuarzos en La Gitana que luego vinieron acompañados de otros mejores (no sólo míos sobre todo).

En esta ocasión acaba de salir a la luz, en la revista Paragénesis, una pequeña aportación sobre la Fluorita de la cantera Artxondoko muy cercana al centro de Bilbao.

El año pasado con la inestimable ayuda de Aitor Sopelana hicimos varias visitas a esta cantera y pudimos recuperar y estudiar varios minerales y fósiles entre los que destacaban algunos pequeños cristales de fluorita similares a los que se recuperaron en obras en el entorno de la mina San Luís en Bilbao (actualmente zona de Miribilla hacia el mercado de La Ribera).

Aprovechando la pasada edición de Expominer (Feria de Minerales de Barcelona) el GMC ha presentado éste y otros artículos de interés para la comunidad de aficionados. No hace falta decir que este tipo de publicaciones se reciben como agua de mayo, más si cabe desde la desaparición de la mítica Bocamina.


15 de noviembre de 2017

También somos humanos

Andar entre piedras, aparte de parecer una afición un tanto rara, para muchos es una manera de deshumanización y amor insano a lo inanimado. En mi opinión es todo lo contrario como claramente demuestran las envidias, mentiras, enfrentamientos, discusiones acaloradas y exaltaciones dialécticas entre aficionados tan de la raza humana. Por fortuna, este tipo de comportamientos son muy minoritarios.

La mayoría de los y las coleccionistas son conscientes de que ninguna de sus piedras se irá con él o ella al otro mundo (sea cual sea), y que lo importante de las mismas es la pasión y los buenos momentos que puedan transmitir a y compartir con los demás.

La entrada de hoy es un buen ejemplo de esto. En ella muestro un regalo de un gran coleccionista (y mejor persona) de Madrid  que, como haría cualquiera, pide consejo o ayuda a sus colegas de afición y recibiéndola sabe agradecerlo.

Aragonito reconstruido, Minglanilla, Cuenca


Muchas gracias.

9 de noviembre de 2017

¿Hay futuro para esta afición?

Llevamos en torno a una década inmersos en una tremenda crisis económica que ha removido muchos cimientos políticos y sociales. De una u otra manera todos nos hemos visto afectados, y lo peor se lo están llevando varias generaciones de jóvenes con una formación excelente y escasas oportunidades laborales.
Curiosamente, este blog comenzó hace casi 10 años con unas reflexiones sobre la crisis.

El coleccionismo de rocas, minerales y fósiles también se ha visto afectado por la crisis al menos en nuestro entorno cercano. Las ferias más decanas y conocidas, las que todos tenemos en nuestros calendarios, cada vez son menos visitadas o están menos concurridas. Los comerciantes, que miden el éxito por el número de visitas y ventas, dicen que algunas de ellas empiezan a ser deficitarias (no cubren gastos) y no tienen ningún interés en volver. Y, claro, si los expositores no van tampoco va la gente y así hasta que desaparezcan.

Tenía un amigo que solía descargarse software, música, libros, etc., de manera "alegal" y gratuita y que luego no dudaba en comprarlo si veía que el proyecto, el autor o la iniciativa realmente merecían la pena. Decía que era la manera de ayudar a que esas empresas o los productos salieran adelante. Si nadie paga por el arte será muy difícil que éste se desarrolle y salga adelante. Es muy cómodo aprovecharse de lo que no cuesta nada, como este blog por cuyos contenidos nunca he conseguido ni un céntimo. Sin embargo, mantenerlo y alimentarlo me ha llevado y lleva muchas horas de trabajo y esfuerzo. Pero pensad que no todo el mundo tiene esta disponibilidad y que los minerales, más allá de una afición, para algunos también son la manera de ganarse la vida.

Voy a ir más lejos y me voy a fijar, ya no en la parte comercial de estas ferias, sino en la parte formativa: Talleres, conferencias, demostraciones, visitas guiadas, etc. Cuando ves que alguien que se esfuerza y de manera gratuita organiza una actividad de interés general no recibe la atención esperada de los aficionados (nuevos y viejos) es que algo se está derrumbando en esta afición.

Afortunadamente, somos muchos los que día a día intentamos difundir el conocimiento, no sólo por las piedras, sino por la cultura en general. Creo que debemos seguir haciéndolo y cada vez con más fuerza e ilusión. Pero también tenemos la responsabilidad de mantener la afición si no con el pequeño aporte económico de la pieza que irá a nuestra vitrina, al menos mostrando interés por las actividades de otros compañeros, asistiendo o haciendo la mayor difusión posible de las mismas.

Al final, sin estos pequeños comerciantes que se pasan la vida buscando algo vistoso que llevar a su puesto, sin esos Quijotes que mediante sencillas actividades nos transmiten su ilusión y pasión como el primer día, sólo nos van a quedar unas pocas mesas de intercambio de las que luego seremos los primeros en quejarnos porque la mayor parte del material es de escombrera, muy digno pero poco apetecible y sin interés para la mayoría. Entonces será el llanto y rechinar de dientes porque unos pocos manejarán la afición en círculos privados cerrados y no nos enteraremos.

7 de noviembre de 2017

Mina El Pedreo, Artzentales, Vizcaya

En una zona salpicada de minas está uno de los afloramientos de hemimorfita más famosos de los últimos años en Vizcaya, básicamente por el intenso color azul-verdoso de las muestras que se han podido rescatar.

Hoy en día es muy difícil (aunque no imposible) obtener muestras más allá de lo aceptable para cajitas 4x4, pero sí que hay lo suficiente para pasar una agradable mañana con niños.

El pasado festivo 1 de noviembre hicimos una ruta desde Alén siguiendo la vía verde hasta la mina del Pedreo. Eramos unas 20 personas (la mitad niños de entre 1 y 10 años pertenecientes a un antiguo grupo de montaña) y aunque la mayoría tenía nociones mínimas de minerales todos iban con muchas ganas de aprender.

En el camino pudimos abir algún bolo de goethita, siderita, calcita y cuarzo. Por desgracia, la zona del Pedreo estaba llena de maleza con lo que les rescaté varias muestras de hemimorfita azul para que los niños, más seguros en la pista, partieran los bolos con mis herramientas y eligieran a placer.

Sin duda fue un día fantástico con buen tiempo en un entorno natural precioso lleno de buenas vistas y muchos animales, árboles y alguna que otra castaña.




4 de noviembre de 2017

Feria de Urretxu 2017: Treinta años de historia

Un año más hemos visitado en familia esta entrañable feria de minerales y fósiles. Las niñas y Sonia han estado en la carpa con actividades variadas para niños y yo en la exposición. Por desgracia, un año más por incompatibilidad de horarios me ha sido imposible visitar Urrelur, el Museo de Minerales de Urretxu. Otro será. Tampoco he podido asistir a seguro que interesantísimo taller de fotografía de Aitor Sopelana.

Leire y June en plena faena minera
En mi paso fugaz he podido saludar a casi todos los habituales (Txomin, Paco, Luciano, Julio, Morillo, Peluco, Aitor, Manuel, José Luis, Diego, etc.) y conocer en persona a Julio Moreno de la Asociación Mineralógica Aragonesa y a Cosme Pérez. Hemos podido cruzar muy pocas palabras pero las suficientes para ver la buena gente que son.

Francisco Arias (Paco) luciendo su puesto
En cuanto a minerales nacionales (excluyo minerales extranjeros, fósiles y meteoritos por falta de conocimientos), lo cierto es que un año más se ha visto el mismo material de siempre aunque con ligeras connotaciones. Me explico.

Fluorita asturiana la había por doquier de todos los tamaños, procedencias y de enorme calidad al igual que su precio. No soy muy fluoritero pero reconozco que daban un colorido fantástico al reciento ferial.

Sin embargo, resaltaría de manera especial el puesto de Paco que siempre hace un esfuerzo importante para ofrecer algo singular y asequible en su stand. En la pasada Fosminer consiguió un lote de material cántabro de Reocín que hizo las delicias de algunos, y en esta feria ha presentado unas calcitas cántabras de La Florida de las que los mismos comerciantes de los puestos adyacentes han dado buena cuenta para sus propios menesteres comerciales. Ni Reocín ni La Florida ofrecen material nuevo, pero sí muy cotizado. Pero además, Paco tenía enormes esfaleritas con calcita de Áliva, smithsonitas de mina Ángela (Vizcaya), cuarzos asturianos, etc.

Agradecer un año más a Txomin la buena cantidad de material sistemático navarro que me ha regalado (Bera, Eugi, Muga, etc.) y a Julio de Aldaya, Valencia los cambios realizados por cuarzos de Vizcaya.

Para terminar, unas fotografías de la feria y hasta el año que viene.

Vista general
Mina Troya en el puesto de Luciano


Preciosa fluorita en el puesto de Diego

Hemimorfita azul de gran tamaño



Preciosas esfaleritas de Áliva en el puesto de Paco
Enormes cuarzos de Alkiza en el puesto de Paco
Tremendas calcitas de La Florida en el puesto de Paco

Otra calcita de La Florida en el puesto de Paco

Otra calcita de La Florida en el puesto de Paco

Reocín en el puesto de Paco

Smithsonita de Karranza en el puesto de Paco











Enorme piritoedro de Badajoz en el puesto de Morillo
Un clásico de Enekuri, sin palabras
Precioso cuarzo de Alonsotegi en el puesto de Morillo
Me encantan estas calcitas, lástima que no sean españolas
Preciosa plaza junto a Urrelur en Urretxu

2 de noviembre de 2017

Galena con ankerita, minas de La Cruz, Linares (Jaén)

Y para terminar la serie de entradas Tres grandes piezas a la colección compuesta por una Calcita sobre Siderita de Abanto-Zierbena (Vizcaya), una Calcita tipo Cumberland de Bilbao (Vizcaya), y la entrada de hoy, presento esta magnífica pieza de Galena de las minas de La Cruz en Linares.

Se trata de un clásico de 22x20 cm compuesto por multitud de cristales de galena de hasta 2 cm de arista sobre una matriz consistente de ankerita que en su conjunto pesa unos 8 kilos. La pieza está sin tratar ni limpiar, tal cual salió de la mina.

Aunque las Minas de la Cruz cerraron en 1991, basándome en la historia de su anterior dueño y en las otras dos piezas que la acompañaron en su viaje desde Gran Canaria, esta pieza seguramente sea de la década de los 70 del siglo XX.

Galena sobre ankerita, Minas de La Cruz, Linares, Jaén, 22x20 cm

Cristales de galena de hasta 2 cm de arista

Matriz de ankerita que hace de soporte de la pieza

Unos 8 kilogramos de galena y ankerita
A pesar de las dimensiones de la pieza y del largo viaje que hizo en Correos desde Canarias, prácticamente llegó sin daños adicionales. El estado general de todos los cristales de galena es muy bueno y tienen un brillo considerable.

Cristales de ankerita entre los de galena
En la fotografía de abajo indico con un círculo rojo un pequeño grupo de cristales que seguramente se desprendió durante la extracción y que fue pegado por el anterior dueño con una cola marrón. Sin duda se podría haber utilizado un pegamento más discreto pero creo que le da un toque especial considerando antigüedad, tamaño y dificultad de extracción. Como es obvio, además hay alguna pequeña exfoliación en unos pocos cristales de galena y eso es todo.

Círculo rojo que señala una pequeña restauración de la pieza
En conclusión, tengo el privilegio de albergar en mi colección un mineral clásico español con unos 40 años de historia, de un tamaño considerable y en un estado de conservación excelente.